El Túnel Carpiano, un padecimiento común en nuestros días

En nuestros días son comunes los problemas con el Síndrome del Túnel Carpiano, un canal estrecho en la base de la mano entre los huesos de la muñeca y el ligamento anular del carpo, donde están los tendones flexores de los dedos y el nervio mediano.

Previene el Túnel Carpiano

Con ejercicios puedes prevenir el padecimiento del Túnel Carpiano. Foto: Facebook.

Es una neuropatía (afectación del nervio periférico), que se produce por la compresión del nervio mediano a su paso por el Túnel Carpiano, debido a la inflamación de los tendones, presencia de líquido y otros factores.

Síntomas

Los síntomas más habituales suelen ser dolor en la muñeca y el antebrazo y calambres con hormigueos en los dedos.

Lo anterior no es definitorio y es obligatorio acudir con un médico para realizar una exploración de la sensibilidad y fuerza de la mano, con maniobras que determinen el padecimiento.

Se confirma el diagnóstico con un estudio neurofisiológico, que consiste en un electrocardiograma y un estudio de conducción nerviosa.

Tratamiento del Túnel Carpiano

En casos leves, los pacientes pueden responder a antiinflamatorios, además de reposo de la mano con férula dorsal nocturna. En casos crónicos es útil la rehabilitación ocupacional y de persistir los síntomas se puede realizar una infiltración local de corticoides.

El otro tratamiento es el quirúrgico.

Operación (cirugía)

Esta se indica si persisten los síntomas a pesar del anterior tratamiento. Puede hacerse de forma abierta o endoscópica.

Es de corta duración y se utiliza anestesia local o regional.

Con una pequeña incisión en la muñeca, se libera el nervio a lo largo del Túnel Carpiano. Con un vendaje la mano se lleva con un cabestrillo y se recomienda mover los dedos y no flexionar la muñeca.

El dolor desaparece en días y la operación no tiene complicaciones.

Prevención del Túnel Carpiano

Usa una posición ergonómica y cómoda para escribir frente a la computadora. Debes ajustar tu posición en el trabajo a modo de que los antebrazos y las manos estén siempre hacia adelante. No trabajes con las muñecas flexionadas y asegúrate de que las herramientas que utilizas sean del tamaño adecuado.

Puedes usar un reposamuñecas para el mouse o el teclado.

Es importante que cuando levantes algo con las manos, uses ambos miembros para no poner demasiado peso sobre las muñecas.

Tomar descansos frecuentes de las actividades que involucren repetir movimientos es una prevención efectiva.

También realizar ejercicios que te presentamos a continuación.

Ejercicios para evitar el Túnel Carpiano

Rota la muñeca con la mano hecha un puño. Hazlo al inicio en dirección de las agujas del reloj y luego de manera contraria. Repite estas rotaciones 15 veces en ambos lados, ahora con la mano abierta.

Aprieta tu puño y suéltalo. Trata de extender tus dedos lo más que puedas. Mantén ese estiramiento durante 10 a 15 segundos.

El Perro

Escritor de tiempo completo en Cínicos. Obsesionado con la vida en otro planeta, conspiranoia, el mundo paranormal, los descubrimientos científicos, las civilizaciones antiguas, misterios inexplicables, videojuegos, series de televisión, películas y mucha música. Únete a nuestras redes ;)

También te podría gustar...